La Depresión Aislada en Niveles Altos (DANA), más conocida como Gota Fría, que ha azotado el sudeste de la península desde el pasado lunes 9 de septiembre, ha causado el desbordamiento de ríos y grandes destrozos en la Comunidad Valenciana, Murcia, Albacete y Almería.

Se llegaron a recoger más de 400 litros de agua por metro cuadrado en algunas regiones y en Murcia se ha catalogado esta gota fría como la peor de su historia.

Desde el Consejo Evangélico de la Comunidad Valenciana (CECVA) se informa de iglesias y creyentes que en esas regiones se han visto afectados.

Hasta el momento se tiene constancia de que las instalaciones de algunas iglesias, como el Centro Cristiano de Onteniente; una iglesia en Cox; y algunas iglesias en Elche; se han visto severamente dañadas por el temporal y se tiene registro de creyentes evangélicos en San Javier (Murcia) y Elche que han sufrido grandes pérdidas materiales en sus hogares.

20190914 1

En Palabras de Antonio Hurtado Gutiérrez, de la Fraternidad de Iglesias Evangélicas de Elche: “Ha sido un muy mal día para nosotros, ha habido muchos damnificados entre los hermanos y algunas iglesias han sufrido inundaciones, la peores inundaciones en récord”.

La DANA ha dejado un rastro de seis personas muertas, más de 3.700 personas evacuadas y una cantidad de daños incalculables en viviendas, comercios, iglesias, en la agricultura y en la infraestructura de ciudades y pueblos del sudeste español.

El CECVA, junto con Diaconía de la Comunidad Valenciana, siguen recabando datos y buscando la mejor forma de apoyar a las iglesias en las zonas afectadas.

Fuente: CECVA / Ana Domínguez